AGRADECE A DIOS LA FAMILIA QUE TE DIO.

Hoy escucharé con atención lo que otros me digan, aunque tenga otras cosas o no me interese.
Leyendo de manera pausada esta tercera parte de la guía. Invita a todos a dar gracias por todo lo que hemos recibido de nuestra familia.

• Gracias Padre bueno por la familia que me has regalado…

• Gracias por todo lo que he recibido de ellos….

• Gracias porque lo que hoy soy, se lo debo en gran parte a mi familia…

QUE CADA UNO DE GRACIAS A DIOS DE SU PROPIA FAMILIA….

Terminemos esta oración rezando el Padre nuestro, tomados de la mano, sabiendo que nuestra comunidad también es nuestra familia.


Deja un comentario