Vencer el temor con Amor

Hoy llevaré una flor a mi conyugue.

Piensa en todas aquellos momentos que en tu vida han significado temor, de cuantas maneras reaccionas con temor y apoyado en resolver el temor.

¿Qué pasaría su sacrificaras tu temor para recibir el Amor?

El Amor y el temor no pueden vivir en el mismo cuarto, como la luz y la oscuridad no conviven. Así que enfócate en decidirte por amar en toda circunstancia.

Tu espíritu sabe perfectamente que significa amar, puedes consultarlo cuando tengas que decidir pregúntale ¿Qué haría el Amor? Te sorprenderá la respuesta, eso es hacer oración buscando el Amor, pues el Amor es Dios, es su Espíritu Santo el Amor que te sostiene, que te anima, que te guía es el Espíritu de tu espíritu.

Esta cuaresma decídete a Amar. Y amando perdona. Y en el Amor descubre el camino, la verdad y la vida que toca a tu puerta.

Este es el plan para este momento de cuaresma:

Dialoga con el Señor

Gracias por no hacerme sentir uno de tus deudores y sin embargo qué hermoso haber recibido de ti. Cuánto debiera estar comprometido contigo y lo único que nos dices es: «Ama a Dios sobre todas las cosas y a tu prójimo como a ti mismo» y lo haces para nuestro Bien

Estaré atento para que recibamos el reino de Dios, el paraíso aquí en la tierra. El cielo del amor en vida…

Háblale al Señor sobre tu gratitud.

Perdona Dios de amor, hoy quiero perdonar a mi papá por aquellos momentos que me hicieron llorar

Medita

Señor cúbreme con tu sangre y protégeme con tu manto

Descubre la bendición

Contempla

Hoy lleva dos flores a la mesa de tu casa y colocarlas en el centro. Contempla mirando las flores, descubriendo a Dios mirándolos como flores.

Cultiva el Amor

Hoy, al entrar a la casa de alguien diré: «La paz sea en esta casa».

Vive el evangelio

Vio aquella muchedumbre, se compadeció de ella y curó a los enfermos