Rosario de reconciliación para cada día de la semana

Segundo Misterio:

La Ascensión de Jesús al cielo (Hch 1, 6-11)

“Entonces los que estaban reunidos, Le preguntaban: «Señor, ¿restaurarás en este tiempo el reino a Israel?»Jesús les contestó: «No les corresponde a ustedes saber los tiempos ni las épocas que el Padre ha fijado con Su propia autoridad; pero recibirán poder cuando el Espíritu Santo venga sobre ustedes; y serán Mis testigos en Jerusalén, en toda Judea y Samaria, y hasta los confines de la tierra.» Después de haber dicho estas cosas, fue elevado mientras ellos miraban, y una nube Lo recibió y Lo ocultó de sus ojos. Mientras Jesús ascendía, estando ellos mirando fijamente al cielo, se les presentaron dos hombres en vestiduras blancas, que les dijeron: «Varones Galileos, ¿por qué están mirando al cielo? Este mismo Jesús, que ha sido tomado de ustedes al cielo, vendrá de la misma manera, tal como Lo han visto ir al cielo.»”

Ofrecemos este segundo misterio, por aquellas familias que padecen carencias, enfermedad, falta de trabajo, han sido despojados del techo, sufren por la injusticia y la opresión. Para que el Señor les conceda la fortaleza y sabiduría de su Espíritu Santo para vencer en el amor, la paz y el perdón. Para que en la adversidad o enfrentando al adversario su espíritu se renueve en la fuente del Padre Nuestro, en el camino de Jesucristo con su Espíritu Santo.

Señor, queremos ser uno en tu Amor y contemplar la plenitud del cielo que nos mira y mirarnos en el cielo de la misericordia del Señor y mirar en nuestro corazón al Señor que está en los cielos, porque estamos en su corazón, en su Amor estamos y su Amor está en nosotros.

Meditemos 5 minutos sobre: “ recibirán poder cuando el Espíritu Santo venga sobre ustedes; y serán Mis testigos” y sobre todos los pensamientos, palabras y obras, que realizamos, durante el día, contrariando la voluntad del Amor… la voluntad de Dios.

Enséñanos a entregar el regalo del Sacrificio por Amor a nuestra familia.

Luego se reza un Padrenuestro, 10 Avemarías y Gloria.